Mapa de Puntos Peligrosos de las Vías Ciclistas de Pamplona

lunes, 28 de noviembre de 2016

LARGA VIDA AL CICLISMO DE ACERA

Antes del verano estuvo de actualidad la nueva Ordenanza de Tráfico que estaba "armando" el Ayuntamiento del Cambiazo. Y digo de actualidad, porque, para variar, nos la anunciaron en su momento hasta en la sopa. Como prácticamente todo lo que anuncian en los medios, esto también va a pasar a la historia de las promesas que no se cumplen, ese cajón desastre en el que languidecen los polibicis, el carril bici de Pío XII o la peatonalización real del Casco Viejo por poner varios ejemplos recientes. Anunciaron su aprobación en pleno para después del verano en primera estancia; para octubre después y finalmente, para noviembre. 28 de noviembre y no hay noticias al respecto...

http://www.noticiasdenavarra.com/2016/04/16/vecinos/pamplona/el-ayuntamiento-cambiara-la-ordenanza-de-trafico-para-limitar-la-circulacion-de-bicis-por-las-aceras

Esta nueva normativa, que tiempo hace que debería haber sido realizada, para dar sustento legal a las nuevas formas de moverse por la ciudad y fomentar y privilegiar a aquellas maneras de transporte menos contaminantes y más sostenibles, nacía para ser "la más innovadora y progresista de España" (Armando Cuenca dixit). Esa era la idea, pero poco a poco se ha ido descafeinando y se ha convertido en un corta y pega de aquellas que sí fueron innovadoras en su momento (Sevilla, Zaragoza y San Sebastián). Aunque ya sólo con esto es un avance, en teoría. Por lo menos así estaba la última vez que supimos de ella, allí por abril, pues no se conoce el contenido final de la misma y sinceramente, dudo que me lo proporcionen.

Como aspectos positivos (en la versión de abril) podemos nombrar que se regula de manera más probici la circulación en bicicleta por la calzada. De tener que arrimarnos lo más posible a la derecha y facilitar el adelantamiento a los demás vehículos a motor se ha pasado a que podemos ir por el centro del carril y que se nos debe adelantar cambiando de carril. Por lo tanto, se entiende que en calles de un solo carril no se podría adelantar a las bicicletas. Además, según el borrador de ordenanza, no se puede acosar ni amedrentar al ciclista que circula delante del motorizado en las situaciones anteriormente descritas (se supone que será denuncia).

Ciclista por el centro del carril, la manera más segura de circular por calzada y que se nos permitirá legalmente (si es que aprueban la ordenanza de una vez)

También se introducen los conceptos de ciclocalle y ciclocarril, vías que llevan lustros en otras ciudades y que por fin llegan a Pamplona (pero sólo los conceptos, no soñéis con verlos en las calles de momento). Se da pie a circular en sentido contrario al resto del tráfico motorizado, en aquellas calles que se señalicen debidamente, lo que en otros lugares se llama circular a contramano. Se introducen los semáforos en ámbar para ciclistas, semáforos colocados en lugares que no regulan cruces y que los ciclistas pueden rebasar siempre que no crucen peatones y extremando precauciones. Estas son las novedades más significativas.

Ciclo calle con circulación ciclista a contramano. Cómo no, en Vitoria


Se mantienen otros aspectos contemplados en la anterior ordenanza, como la posibilidad de circular en bicicleta por parques, jardines, parque fluvial y zonas peatonales. Se regula mejor el estacionamiento de bicicletas, permitiéndose candar bicis en elementos urbanos que no sean árboles o bancos, y siempre que se deje 2m de paso libre. Se regula mejor el transporte de mercancías y personas, los carritos, la iluminación de noche. Ya era hora.

Otra de las novedades que puede traer cierta polémica, aunque se ha regulado de una manera lógica y que es la que la inmensa mayoría de los ciclistas hace, es la cuestión de los pasos ciclistas. Se acabó la medida absurda de detenerse poniendo un pie a tierra, cerciorarse de que nos han visto y cruzar pedaleando. Ahora basta con reducir la velocidad a paso de peatón antes del paso ciclista, y cerciorándonos de que nos han visto los motorizados, cruzar pedaleando. En este caso se tiene prioridad. Como no se puede andar por las aceras, no se puede tampoco cruzar pedaleando por pasos de peatones normales y no se tiene prioridad. Esto no ha cambiado, ni cambiará, ni se debe cambiar.



La ordenanza también permite que las nuevas formas de movilidad circulen por casi todos los espacios. Los patinadores, monopatines, patinetes, segways y similares, con o sin motor, son considerados como peatones, pero además pueden circular también por carriles bici que estén segregados.

Patinadores por un carril bici
Hasta aquí todo son mejoras. Aunque también tiene sus partes polémicas, principalmente la circulación por las aceras. A este respecto SOLAMENTE se puede circular por la acera en bicicleta en los siguientes casos:

  • si tienes menos de 14 años
  • si vas en bici acompañando a menores de 14 años que también van en bici
  • si llevas en tu bici a menores en silla o carrito
  • si tienes discapacidad y usas bici

Si no cumples estos requisitos, que somos la mayoría los que no cumplimos, sólo nos dejan la opción de ir por la calzada. Esto conlleva que se eliminan la aceras pintadas, que tanto mal han hecho a la situación general de la ciudad. Pero no existe alternativa para los pamplociclos, pues la ausencia manifiesta de carriles bici en la ciudad es lo que conlleva. Aquí les ha entrado el acojono a los que proponen la normativa, pues en un primer momento, y copiando lo que recogen algunas de las ordenanzas de otras ciudades españolas más avanzadas, se proponía que se pudiera circular por la acera en aquellas calles que no tuvieran calzada con velocidad pacificada (30Km/h o menos), ni carril bici. Pero claro, eso en otras ciudades con más carriles bici no suele hacer falta pues siempre tienes alternativa por vías ciclistas. Como en Pamplona no hay alternativa porque no hay vías ciclistas, incluir este texto significaba en la práctica avalar la circulación por las aceras en bici. Es aquí donde se han echado para atrás, reculando,  limitando más y se ha incluido en la ordenanza la posibilidad de circular sólo por las aceras de calles sin calmado de tráfico ni carril bici, que estén debidamente señalizadas. Miedo me da comprobar qué será "debidamente señalizado" viendo las maravillas que tenemos por Pamplona.

En la práctica, y conociendo la situación actual de bloqueo a los carriles bici y a cualquier infraestructura ciclista por parte del Ayuntamiento del Cambiazo, esta ordenanza nace herida de muerte y no va a cambiar las cosas. El cicleatonismo o ciclismo de acera va a seguir en auge en la ciudad, ante la pasividad municipal. Misma situación que llevamos sufriendo desde que esto de andar en bici por la ciudad se puso de moda. ¿O creéis que van a hacer porque se cumpla la nueva normativa? Lo dudo.

Larga vida al ciclismo de acera en Pamplona, con el beneplácito de los de antes y los de ahora. Luego ante los medios ya dirán otra cosa, que hay que pescar votos entre los peatones indignados
En conjunto, la ordenanza supone un avance para la ciudad en materia normativa, dando cobertura y mayor protección a los modos de movilidad sostenibles. Se ha quedado muy a medio gas, pues no se ha innovado lo suficiente, recogiendo las medidas más progresistas que incluso la DGT está barajando para el nuevo reglamento de circulación. Estoy hablando de los giros ámbar a la derecha en cruces para ciclistas, la limitación a 30Km/h de toda calle que cuente con un único carril de circulación por sentido, que toda calle a 30 sea automáticamente ciclocalle o ciclocarril y que eso signifique prioridad ciclista sobre el motorizado. Que la ordenanza obligue a una correcta señalización de todas estas medidas en la calle. Apostar por la implantación de zonas 30 o la regulación de la velocidad en toda la ciudad a menos del actual 50 (cuidad 30 y esas cosas que se les ocurren a los verdaderamente innovadores y avanzados...). Que los menores de 14 años puedan ciclar por la acera y tengan prioridad a la hora de cruzar por un paso de peatones normal. ¡Qué cosas se le ocurren a la DGT, menudos temerarios!

Falta por concretarse la parte que depende de Seguridad Ciudadana y que parece ser no va a cambiar demasiado, salvo en el polémico asunto de las tar-jetas de aparcamiento VIP que creó UPN y que Bildu no sólo no las va a eliminar, sino que parece que las mantiene dándoles más cobertura (hubo una sentencia judicial diciendo que eran ilegales pero es tan cómodo aparcar donde me dé la gana porque soy quien soy y gratis...).

Ahora estamos a la espera de que se apruebe definitivamente y ver si la oposición votará a favor. No está muy claro, porque hablan ahora de movilidad sostenible, y a la vez dicen que los carriles bici llevan a los campos de concentración nazis, comunistas, chao cho chin o lo que sea:

http://atres.red/4ohzi   Versión El Intermedio

Versión Pamplonauta.info



Después queda la importante labor de difusión, información a los ciudadanos y puesta en práctica. Y ahí entraba el papel de la Policía Municipal y su patrulla ciclista, labor que se tendrá que hacer mucho peor y de otro modo. Si la campaña informativa se hace mal, como se hizo con Barcina en 2009, y la policía pasa olímpicamente como hasta ahora, estaremos en la misma situación: normativa que prohíbe algo que se incumple a diario. Desconocimiento por confusión de las normas por parte de todos. Problemas. El tiempo dictará sentencia, si es que algún día se llega a aprobar definitivamente...

Sin polibicis para dar ejemplo, enseñar las normas y hacerlas cumplir difícil misión la de la implantación de una nueva ordenanza de tráfico. Basta ver lo que pasó en 2009.

sábado, 12 de noviembre de 2016

SOS CASCO VIEJO

El Casco Viejo agoniza. Después de los años de las obras para la pseudopeatonalización, en los que se invirtieron grandes cantidades de recursos en lavar la cara de la parte vieja de la ciudad, ha llegado a la fase terminal. Los Ayuntamientos de las obras faraónicas en Pamplona no quisieron aliviar a esta parte de la ciudad de la pesada carga del tráfico motorizado, a pesar de que el diseño de las calles así lo exigía. Tampoco quisieron seguir la senda de otras ciudades avanzadas que apostaron hace ya décadas por restringir el acceso a vehículos a motor a determinadas partes de sus ciudades. Diseñaron circuitos interiores motorizados 24h y otros motorizados en horario de carga y descarga, que al final suman la inmensa mayoría de las calles del Casco Viejo. Poco hay 100% peatonal en esta parte de la ciudad (y mucho menos en el resto), ni siquiera la propia plaza Consistorial se libra del ruido de los motores.

Autobús de 3 ejes a punto de cruzar Plaza Consistorial para salir del Casco Viejo. Pasan varios todos los días provenientes del Hotel Maisonnave y lo hacen por delante del despacho de Armando Cuenca, Concejal de Miedo Ambiente. Por cierto, eliminar esta peligrosa costumbre era una de las primeras cosas que dijo que iba a hacer. ¿Será en 2016? Lo dudamos.

Como consecuencia de esta no política de movilidad sostenible en la parte vieja está el fenómeno de las calles de 1ª y de 2ª. Las de primera son aquellas que gozan de menos tiempo con acceso libre de motorizados, por lo que tienen más tiempo disponible para las personas. A saber: Estafeta, San Nicolás, Zapatería, Pozo Blanco, Comedias. Calles boyantes en hostelería y comercio, llenas de gente, con vida. En el otro lado quedan las de segunda, calles mucho más deprimidas, con poco comercio y hostelería, como calle Nueva, Jarauta o Descalzos. Calles sometidas a miles de vehículos diarios, 24h al día.
El supuesto cambio en el gobierno municipal pareció traer consigo una especial sensibilización con el problema de la movilidad en el Casco Viejo. Se anunció un plan para restringir el acceso motorizado al centro histórico y I Ensanche, demandado por muchos de los expertos locales y asociaciones peatonales y ciclistas. Una vieja petición que parecía que por fin iba a materializarse. Después de tantos años, Pamplona parecía emprender el camino seguido décadas antes por las ciudades de su entorno, en un intento por no quedarse aún más rezagada de lo que ya está en movilidad. Se convocaron foros participativos para empresarios, vecinos, peatones y ciclistas y fue una noticia de actualidad durante algún tiempo en los medios. Y de repente, el silencio. Llevamos ya algún tiempo (demasiado) sin saber nada del plan de peatonalización y restricción del tráfico motorizado (estacionamientos incluidos) del Casco Viejo y el I Ensanche. ¿Qué es lo que pasa? 

2015

2016
El tráfico 24h por la calle Nueva-San Saturnino estropea el pavimento no diseñado para soportar 3000 vehículos motorizados al día. ¿Cuánto nos cuesta la barra libre de coches por lo viejo en mantenimiento?

Se escucha por los pasillos que hay una guerra coche sí vs coche no, entre las áreas de Urbanismo, Seguridad Ciudadana y Miedo Ambiente. Los primeros no están por la labor de que cambie gran cosa en la manera en que nos movemos por la ciudad. Son los viejos dinosaurios urbanísticos, arquitectos, técnicos e ingenieros chapados a la antigua que sólo piensan en las 4 ruedas. Poseedores de esa mentalidad setentera de que el coche es lo más, el progreso y el que manda. No les gusta el plan de acceso restringido, especialmente la parte referente al I Ensanche, lo ven todo como un gran problema y andan cortocircuitados. En el otro lado del ring se encuentran Seguridad Ciudadana y Miedo Ambiente, defensores de otra manera de moverse por el centro de la ciudad. Ellos sí apuestan por restringir el I Ensanche al tráfico privado motorizado, sumando grandes espacios para los peatones y los ciclistas. Y por supuesto, el Casco Viejo. Es el camino acertado para acercar Pamplona a las ciudades que verdaderamente han apostado por las personas en su distribución de la movilidad y además con éxito más que contrastado en todas ellas.

https://ecomovilidad.net/huesca/impresionantes-resultados-en-huesca-tras-cerrar-el-centro-al-trafico/

Esta situación de enfrentamiento entre Areas está retrasando intolerablemente la instauración de la restricción motorizada en el centro de la ciudad, que tanto éxito ha tenido en otras ciudades cercanas y parecidas. El problema de este combate entre la vieja guardia y la nueva es que mientras tanto el tiempo corre y las medidas que deberían haberse puesto en marcha hace años siguen sin entrar en vigor.


Calle Padre Moret, el corazón de las desavenencias entre Urbanismo y Seguridad Ciudadana-Miedo Ambiente...

Por otro lado, y en esto Seguridad Ciudadana ha metido la pata a pesar de ser aparentemente no  tan cochista, la situación actual, crítica, del Casco Viejo tiene mucho que ver con algunas decisiones que últimamente se han tomado en la Policía Municipal con respecto a los efectivos que realizan su labor en el centro histórico de Pamplona: se ha pasado de 5 policías para cubrir la zona a sólo 2. Si con 5 no se daba abasto antaño, mucho menos con 2. Se suponía que la pareja de policías era efectiva en el Casco Viejo si además de esa medida se combinaba con otras dos imprescindibles, restricción del tráfico motorizado y patrullaje en bicicleta.




Barra libre de aparacamientos, donde, cuando y cuanto uno quiera. Fotos tomadas fuera de horario de carga y descarga, por supuesto...
Pero esas dos no han llegado de momento y no parece que vayan a llegar en un plazo medio. La consecuencia es que donde antes había coches por todos los lados, ahora hay muchos coches por muchos más lados, más descontrolados que nunca. El Casco Viejo se ha convertido en un enorme parking gratuito para hacer compras, recoger a personas o simplemente aparcar para hacer turismo el tiempo que a uno le venga en gana. Barra libre. A esta situación de descontrol se suma también la avería de la inmensa mayoría de los pivotes neumáticos con los que cuentan los accesos restringidos actuales, habiendo sido sustituidos provisionalmente por una valla azul de plástico. Esas vallas son de verdadera movilidad: ahora la muevo para un lado, meto el coche y ni siquiera me preocupo de ponerla en su sitio, quedando la calle en modo barra libre para motorizados. Movilidad a la carta, en una palabra.
Esta situación se lleva produciendo en la ciudad desde finales del invierno, ante la pasividad de sus responsables. Ni siquiera hacen por arreglar los pivotes a pesar de que las quejas de vecinos y comerciantes por la presencia a todas horas de coches por doquier son diarias...







Movilidad y acceso restringido a la carta. Con los pivotes estropeados sólo tienes que mover la valla y para adentro...Si arreglar ni intención de hacerlo desde mayo 2016.
En lo estrictamente ciclista, y como ya se ha apuntado en otras entradas del blog, la circulación abierta motorizada por determinadas calles del Casco Viejo en un sentido entra en conflicto con los sentidos de circulación de las bicicletas que lo hacen en el sentido contrario también. Este problema es especialmente acuciado en calles como Jarauta, Mayor, Nueva, San Saturnino o Santo Domingo. Han habido accidentes, y los seguirá habiendo, pero de momento, no son capaces de articular algún tipo de solución para proteger normativa y jurídicamente a las víctimas que peor paradas salen de esos percances, los ciclistas. Una vez más las soluciones las dio en su momento el Observatorio de la Bicicleta de Pamplona, observando lo que se ha hecho en otros lugares con problemáticas similares. Pero se ve que no han tenido tiempo en el año y medio largo de legislatura que ya se ha consumido de abordar esta cuestión, ni Miedo Ambiente, ni Seguridad Ciudadana.


Ciclista bajando Santo Domingo en sentido contrario a la circulación. Seguimos esperando el famoso "excepto bicicletas"
He tenido que irme casi a la otra punta de España para encontrar la señal que nos hace falta en varios sitios de Pamplona. La de la foto es Huesca, situada a miles de Km de nuestra ciudad...
Jopé. Esta se me ha colado. Vitoria. La señal también existe en euskera, fíjate...
¿Cuánto tiempo más se prolongará esta situación? Difícil saberlo. No hemos visto el acceso restringido en verano, a pesar de que era el mejor momento para instaurar este tipo de medidas, para que fueran de una manera más progresiva y menos traumática al haber menos actividad y tráfico en la ciudad. Aunque algo que lo tenían tan claro antes de las elecciones y que se va diluyendo en el tiempo le hace a uno dudar. ¿Verdaderamente están dispuestos a hacerlo? Teniendo en cuenta que muchos de los ediles acuden al Ayuntamiento en su coche con Tar-jeta VIP y aparcándolo donde les da la gana, no parece que la movilidad en el Casco Viejo les interese que cambie. Es más, van a mantener las Tar-jetas VIP. Haz lo que yo diga, pero no lo que yo haga. 
Un acceso controlado por cámaras dejaría constancia de a qué horas acceden sus señorías y qué días, y muchas veces esa combinación sería difícilmente justificable como funciones de su cargo. Más bien, cenas, poteo o compras. Y eso queda muy feo...


Aparcamiento VIP de Concejales Jetas con Tar-jetas. Todos los días, al menos, en horario de mañana. También los podéis encontrar en la calle Nueva.

Ayer (11-11-2016) salía en prensa que parece que Papá Pitufo (Abaurrea) ha cedido algo y ha desbloqueado la situación, modificando el plan inicial de hacer de Navas de Tolosa una vía bidireccional exclusiva para buses y Padre Moret peatonal, para hacer Padre Moret de prioridad peatonal (que no peatonal) con paso permitido a buses, y carril bici en Navas de Tolosa.

http://www.noticiasdenavarra.com/2016/11/11/vecinos/pamplona/aparcamiento-para-vecinos-en-el-primer-ensanche-calle-bosquecillo-peatonal-y-villavesas-mas-cerca-del-centro

Parece una buena noticia, que no han tardado en mandarla a cuantos medios de comunicación han podido. Aunque, con el bagaje de este gobierno municipal, yo hasta que no lo vea físicamente en la calle, no me lo creeré. Entre otras cosas porque también anunciaron hasta la saciedad los carriles bici o la famosa patrulla ciclista de policía municipal. Y no sé vosotros, pero yo sigo sin verlos en la calle. De momento, seguimos a la expectativa, y vamos ya para los 2 años...